Tecnología

Efectividad y sencillez de las cámaras de vigilancia IP

diciembre 11, 2018
Rocio Boleso

author:

Efectividad y sencillez de las cámaras de vigilancia IP

Los sistemas de seguridad domésticos y corporativos cambiaron sustancialmente con la llegada de Internet y las nuevas tecnologías. Las innovadoras cámaras de vigilancia IP (Internet Protocol), han dejado obsoletas a las antiguas cámaras con sus grabadoras de
video. En ese momento, era la única forma de ver, a través de un circuito cerrado, lo que sucedía en directo.

Internet ha provocado disrupciones en más de una tecnología, y la de las cámaras de vigilancia es una de ellas. Ya no se necesitan costosas instalaciones para colocar un sistema de monitoreo, puesto que las nuevas cámaras no llevan cableado. Se basan en el sistema IP, que se comunica con un ordenador, Tablet o Smartphone a través de una red WiFi.

Estas cámaras inalámbricas son fáciles de instalar, sencillas de utilizar y de cambiar de
posición gracias a su tecnología Wireless. Además de ver en tiempo real lo que sucede en su entorno, se puede grabar en video a través del ordenador con una calidad de imagen HD.

Existen en el mercado una gran cantidad de cámaras Wireless, desde las más económicas hasta las profesionales. Pero esta diferencia no se nota en la calidad de imagen que brindan. La mayoría de los modelos, incluso las más baratas, incluyen un sistema por infrarrojos que da como resultado la visión nocturna, lo que permite que sigan enviando una señal nítida aún con muy poca luz.

Las cámaras de vigilancia Wireless tienen un sensor de movimiento, que se activa cuando lo detecta y lo graba en el ordenador. A su vez, si se tiene la aplicación correspondiente en el Smartphone, éste recibirá la notificación del suceso a través de Internet.

Instalación de una cámara de vigilancia IP

La sencillez de la instalación es uno de los puntos fuertes de estas cámaras, que sólo
necesitan un cable para su instalación a la red eléctrica. Una vez que se procede a la conexión al router por medio de WiFi, con la consiguiente configuración, solo resta ubicarla en el lugar deseado para poder ver qué ocurre cuando no se está en casa.

Generalmente las cámaras de vigilancia domésticas o para oficinas, que son las más económicas, son cámaras de carcasas plásticas para utilizar en interiores. Pero hay otras que pueden ser usadas para vigilancia en el exterior.

Cámaras de vigilancia IP especiales para exteriores

Este tipo de cámaras es otra demostración de cómo las nuevas tecnologías e Internet han cambiado el mundo. Hasta hace solo unos años, colocar una cámara de vigilancia en el exterior significaba realizar costosas instalaciones para poder hacer llegar los cables
hasta el lugar elegido. Y muchas veces esto no era posible por razones diversas, y la cámara se colocaba en un lugar diferente al necesario.

Todo esto quedó caduco con la tecnología IP, pues la conexión es igual a las de interior, por router WiFi y una conexión a la red eléctrica. Hay una gran variedad de cámaras de vigilancia IP para exteriores con su correspondiente kit de instalación. Lo que más las diferencia de las de interiores es su mayor alcance de visión, que puede llegar a los 100 metros, inclusive con la función de visión nocturna y la activación por movimiento, lo que permite grabar en el disco duro del ordenador cualquier intrusión que detecte la cámara.

Algunas de estas cámaras de vigilancia están equipadas con una ranura para una tarjeta de memoria SD, y graban por sí solas por detección de movimiento. No necesitan enviar video al ordenador, sino que son autónomas, sin que por esta operatividad sean más caras.

Funcionamiento de las cámaras IP

Aunque el sistema de funcionamiento por medio de WiFi e Internet es bastante intrincado para describir, lo que las hace sencillas es su fácil operatividad por medio de un panel de control sencillo. Estos sistemas de seguridad sin cables pueden ser
gestionados por cualquier persona, lo que es indispensable es un buena conexión
por WiFi a internet.

Las cámaras de vigilancia IP se pueden colocar en diversos lugares desde los que se desee hacer una vigilancia. La gran ventaja de que no necesitan cables para su instalación así lo permite. Desde el interior de una casa o empresa hasta su instalación en exteriores para la seguridad diurna y nocturna.

Comentarios Facebook