negocios

Los alquileres en España se están disparando después de la crisis

enero 6, 2019
Rocio Boleso

author:

Los alquileres en España se están disparando después de la crisis

Cuando el precio de la vivienda se dispara, las soluciones alternativas florecen. Como resultado, se ha visto que personas recurren al uso de espacios comerciales como vivienda, ya sea legalmente o no.

Para los que desean alquilar o poner en alquiler un local comercial, es recomendable utilizar los servicios de un asesor inmobiliario de buena reputación, que se ocupe de gestionar este tipo de inmuebles. De esta manera no tendrás problemas con el proceso de alquiler.

Factores que influyen en el aumento de precios de alquileres

El salto en las rentas de los alquileres se produce cuando España aún se está recuperando de una devastadora crisis económica, que comenzó en 2008 cuando estalló la burbuja inmobiliaria. Lo que llevó al desalojo de miles de familias endeudadas que habían comprado sus hogares a crédito.

Como resultado, la mayoría de las personas recurrió al alquiler por necesidad.

A partir de 2010, miles de propietarios decidieron alquilar sus inmuebles en lugar de venderlos. Hay otros factores que se han asociado también con el crecimiento de los precios de alquiler, tales como:

  • Los alquileres a largo plazo aumentan la demanda.
  • Mayor libertad financiera.
  • El aumento de los precios por metro cuadrado en la venta de los inmuebles.
  • La prolongada desaceleración económica del país ha significado que muchos no tengan los ahorros para comprar una casa.

Por lo tanto, se ha inundado el mercado de alquileres, ocasionando que estos hayan aumentado un 25 por ciento en Barcelona y un 27 por ciento en Madrid en los últimos dos años.

Aproximadamente un millón de apartamentos se han agregado al mercado de alquileres en la última década, aumentando el porcentaje de viviendas dedicadas a alquileres del 10% al 22%. España aún necesita construir alrededor de 1,2 unidades de alquiler para satisfacer la demanda de la población joven.

Incluso se han visto casos de propietarios con locales comerciales, que han decidido invertir tiempo y dinero para convertir ese tipo de inmuebles en unidades residenciales. Una medida que implica presentar una solicitud al departamento de planificación de la ciudad, que autoridades municipales aprueben el proyecto y el pago de trabajos de reformas para su aprobación final.

Hay personas que lo ven como una solución más asequible para tener su propia casa, y también hay algunos inversores que quieren comprar el espacio, darle un uso residencial y alquilarlo o venderlo.

Cuando quieras alquilar rápidamente una oficina o local comercial en España, hazlo con la atención y asesoramiento inmobiliario personalizado que ofrezca un alquiler seguro, obteniendo así la máxima garantía y rentabilidad y el cobro puntual de las mensualdades.

El contrato de alquiler de locales comerciales

Las prácticas legales sobre el alquiler de locales comerciales en España se encuentran dentro de la Ley de Arrendamientos Urbanos y el Código Civil.

Normalmente un contrato de alquiler durará unos cinco años con un período mínimo de un año. Algunos contratos pueden solicitar un período mínimo más largo, pero no es obligatorio ya que legalmente solo tienes que consentir un mínimo de un año.

Si no sabes o tienes dudas de cómo poner tus locales en alquiler en Barcelona, lo más recomendable es acudir a un experto profesional que te ayude y ofrezca asesoría durante todo el proceso.

Las partes acordarán el precio del alquiler y lo harán establecer en detalle en el contrato. Una vez que se haya negociado el contrato se puede firmar, momento en el cual se solicitará los documentos aval, el primer mes de alquiler y a menudo un depósito de dos meses.

El alquiler mensual regular puede recibirse mediante crédito directo en tu cuenta bancaria. Normalmente la primera semana de cada mes o según lo estipulado en el contrato.

También habrá muchas cláusulas en el contrato sobre quién paga las reparaciones, limpieza, mantenimiento de áreas comunes, ascensores e instalación de servicios públicos como agua, electricidad y gas.

Por lo general implica muchos problemas aclarar quién debe realizar las reparaciones en las instalaciones y pagar los gastos relacionados.

El propietario debe hacer todas las reparaciones necesarias para mantener la propiedad en buenas condiciones para usarla. Sin embargo, el propietario no es responsable de reparar los daños causados ​​por el inquilino.

Comentarios Facebook