negocios

El fascinante mundo de las máquinas de coser

mayo 23, 2019
Rocio Boleso

author:

El fascinante mundo de las máquinas de coser

Ya sea por afición o por negocio, cada día son más las personas que se sienten atraídas por el mundo de la confección, algo que es evidente cuando se observa que las ventas de máquinas de coser han tenido un aumento muy grande. Cuando alguien decide que “tomará aguja e hilo” como tarea cotidiana, es importante que tenga en cuenta, que son varios los aspectos que deberá considerar para sacarle el mayor provecho a la máquina que adquiera.

¿Cuál es la mejor para comenzar?

El mercado de las máquinas de coser, está lleno de los modelos más avanzados, pero cuando uno/a es principiante en el mundo de la costura, lo mejor es adquirir una máquina de coser barata y de fácil manejo, para ir adquiriendo la experiencia necesaria que permita ganar práctica, para después, pasar a alguno de los modelos más modernos.

Las máquinas de coser de uso doméstico, poco a poco, se han hecho tan necesarias que han aumentado sus funciones, como es el caso de las conocidas maquinas de coser Singer, que desde su invención han tenido una gran evolución, por lo que sin lugar a dudas, la persona interesada podrá conseguir en el mercado, el modelo que mejor se adapte al tipo de costura.

Posiblemente, aún cuando se tenga poca experiencia en el manejo de una máquina, se quiera tener una con la mayor cantidad de funciones incorporadas, de tal manera que una vez adquirida cierta habilidad en su manejo, no haya que hacer un gasto adicional.

¿Qué debe tenerse en consideración antes de adquirir una máquina?

Ante la compra de la primera máquina de coser, y sin los conocimientos suficientes sobre modelos y características de cada una, deben tenerse en cuenta algunas consideraciones y recomendaciones:

  • El precio: la parte económica siempre es de mucha importancia al adquirir la primera máquina. Se recomienda al recién iniciado, no hacer una inversión muy elevada, ya que puede suceder que el arte de la costura no sea su fuerte y acabe dejándolo a un lado en poco tiempo.
  • Tipos de costura: en este caso, se hace referencia a los tipos de tejidos que se podrán coser. Lo ideal es una máquina con la que se pueda coser todo, y es por esto, que debe pedirse consejo al vendedor acerca de cuáles son los tipos de telas que se pueden coser en cada modelo, ya que no todas son factibles de ser trabajadas.
  • Funcionalidades: lo más recomendable es adquirir una máquina que tenga las puntadas básicas, que deben ser entre 7 u 8 diferentes; y que pueda hacer ojales, una opción siempre interesante, aunque también puede adquirirse un ojalador automático en cuatro pasos.
  • La calidad: un factor de mucha importancia que en ocasiones puede depender del precio; de igual forma, se recomienda comprar máquinas de marcas reconocidas, como Singer, que llevan muchos años en este mercado, por lo que se han convertido en sinónimo de fiabilidad y calidad.

¿Y qué características debe tener?

Aún cuando no son imprescindibles, al hacer la compra de una máquina de coser deben considerarse algunas características, como la canilla, que es uno de los elementos más importantes al que se le debe prestar atención. Para que tengan mayor resistencia, las lanzaderas de las canillas deben ser metálicas.  

Pueden conseguirse de plástico, pero éstas suelen dar problemas, por lo que se considera conveniente ahorrar un poco de dinero para obtenerlas de una calidad mucho mayor, para que al final la reparación no nos pueda costar mucho más.

Algunas máquinas tienen la opción de poder desplazar la aguja hacia los lados, lo cual es de mucha utilidad para coser los bordes de las prendas. De igual forma, también se le debe dar un vistazo al largo de la puntada, lo que será de gran importancia cuando toquen hacer cosas con mucha soltura, de hecho, se aconseja comprar una máquina cuya longitud de puntada esté entre 4 y 5 mm.

Asimismo, resulta muy interesante poder hacer modificaciones en el ancho de la puntada. Esto es fundamental para hacer las puntadas en zigzag, motivo por el que no es nada práctico una máquina con anchos fijos.

Comentarios Facebook