Redes Sociales

Comprar seguidores: la mejor forma de tener éxito en Instagram

julio 21, 2020
Rocio Boleso

author:

Comprar seguidores: la mejor forma de tener éxito en Instagram

Aquí vamos a comentar los beneficios de comprar seguidores a la hora de asegurar el éxito de una cuenta de Instagram y así poder mejorar los resultados de las campañas de marketing online que se emprendan. Sigue leyendo y descúbrelos.

¿Por qué hacerlo?

Como es sabido, los humanos nos comportamos de una forma similar a la de una manada tanto en la vida real como en las redes sociales, lo que implica que es más fácil que sigamos a un perfil que ya pueda contar con un buen número de seguidores que otro con una cifra inferior.

En consecuencia, el principal motivo para comprar seguidores Instagram es el de ofrecer un reclamo a la hora de conseguir que otras personas sigan nuestro perfil y, en consecuencia, que nuestras campañas de marketing vean aumentada su efectividad de una forma importante. Además, es importante saber que las cuentas de Instagram que cuentan con muchos likes tienen preferencia en el posicionamiento web, lo que necesariamente implica que tendrán mayores posibilidades de aumentar su número de seguidores y ser cada vez más efectivas. 

Es decir, que contar con muchos seguidores es sinónimo de calidad en nuestra cuenta y ello hace que el interés que suscita, se vea aumentado tanto por las personas como por los algoritmos de posicionamiento web, algo que significará que nuestra empresa sea más visible y nuestras posibilidades de venta se vean aumentadas.

Por tanto, de lo que se trata es de aumentar nuestra efectividad a la hora de hacer de Instagram un escaparate para nuestros productos y servicios y, sobre todo, de utilizar esta red social en nuestro propio beneficio sin tener que hacer una inversión excesiva, ni por supuesto, arriesgar demasiado a la hora de poner en marcha nuestras estrategias de marketing online.

¿De qué se trata?

Ahora bien, una vez que están claros los motivos que pueden llevarnos a comprar seguidores en Instagram, es necesario saber que esos seguidores no son reales, sino que se tratan de perfiles sin capacidad de interacción con el contenido que podamos generar.

Por este motivo, además de adquirir seguidores, es necesario generar contenidos atractivos para las personas, de forma que éstas puedan generar interacciones con nuestras publicaciones y se produzca un aumento aún mayor de nuestra visibilidad.

¿Cómo se hace?

Sea como sea, el método para comprar seguidores en Instagram es muy fácil, pues basta con entrar en la web de alguna de las empresas que ofrecen este tipo de servicios, rellenar un simple formulario web y esperar a ver cómo va aumentando nuestra visibilidad en esta red social hasta unos límites que no podríamos haber imaginado antes de realizar la inversión.

¿Qué hay que tener en cuenta?

Sin embargo, es importante saber que Instagram penaliza este tipo de prácticas en el caso de que se desarrollen de una forma abusiva, por lo que es conveniente ir aumentando el número de seguidores de forma progresiva y evitar unos aumentos demasiado bruscos que, a la postre, podrían suponer la eliminación de muchos de esos seguidores y volverse en nuestra contra. 

En este sentido, cabe decir que se está imponiendo la norma de que las empresas que ofrecen este tipo de servicios, limiten a 5.000 el número de seguidores que pueden comprarse en cada ocasión de manera que se comprometen a restituir, durante 30 días, aquellos perfiles que hayan sido eliminados por Instagram.

Por otra parte, también hay que decir que, debido a ciertos cambios recientes en Instagram, la aparición de aquellos seguidores que se adquieran de esta forma, no es inmediata ni tiene una fecha fija, pero las empresas que los proporcionan están más que comprometidas por hacerlos aparecer lo antes posible.

Así, la realidad es que comprar seguidores en Instagram se está convirtiendo en una práctica cada vez más común para todo tipo de empresas, dado que se trata de una práctica que aporta muchos beneficios, no tiene prácticamente ningún tipo de riesgo y lleva aparejados unos costes muy reducidos. Así que, ¿por qué no seguir esta tendencia?

Comentarios Facebook